(2018-03-7) El hospital privado de Villalba (Quirón Salud) sancionado por "vulnerar la protección de la salud" de sus trabajadores

La Inspección de Trabajo abre dos actas de infracción a Quirón Salud por incumplir la normativa laboral en el hospital de Villalba

La concesionaria ha impuesto turnos de 12 horas en urgencias sin negociación y ha retrasado un año y medio la evaluación del riesgo de los sanitarios

Quirón Salud es el grupo sanitario más grande de España y gestiona tres de los cuatro hospitales privatizados de Madrid, que atienden a pacientes públicos

La Inspección de Trabajo ha abierto dos actas de infracción al grupo empresarial Quirón Salud por incumplir la normativa en materia laboral y de salud en el hospital de Villalba, que gestiona gracias a una concesión administrativa concedida a 30 años por el antiguo Ejecutivo autonómico de Esperanza Aguirre. En Madrid hay cuatro centros hospitalarios que funcionan con este modelo de privatización y Quirón Salud, resultado de la fusión de IDC y Quirón, está detrás de tres de ellos (Villalba, Móstoles y Torrejón).

Las resoluciones de Empleo se refieren solamente al hospital general de Villalba y abren a la empresa sendos procedimientos sancionadores por, por un lado, imponer unilateralmente una jornada de 12 horas al equipo de enfermería del servicio de urgencias (unas 30 personas) "no prevista en el convenio colectivo y sin contar con el acuerdo del comité de empresa"; y, por otro, retrasar "sin justificación" la evaluación obligatoria del riesgo psicosocial de los empleados durante un año y medio, según las actas a las que ha tenido acceso eldiario.es. Ambos procesos llevan aparejadas sanciones económicas cuya cuantía concreta no ha podido confirmar este medio.

eldiario.es se ha puesto en contacto con Quirón Salud sin obtener respuesta. La Consejería de Sanidad, encargada de garantizar que el hospital público está funcionando correctamente, alega que desconocía estos procedimientos sancionadores.

En el primer caso, la Inspección concluye que "el convenio colectivo no regula el establecimiento de una jornada continuada de 12 horas" y concreta que su instauración está, en todo caso, condicionada "a la negociación entre empresa y comité", algo que no sucedió. A partir de octubre de 2016 hasta la fecha la empresa, sin contar con el acuerdo del comité, [la empresa] modifica el régimen de rotación de jornada", señala la resolución fechada en 29 de enero. Según el convenio, las jornadas que superen las diez horas deben ser siempre fruto de la negociación colectiva.

El equipo de enfermería estaba funcionando antes del cambio de turnos con rotaciones de siete semanas (siete por la mañana, siete por la tarde, siete por la noche y siete de 12 horas). Según ha podido saber eldiario.es se pidió negociar un turno de 12 horas constante (diurno, nocturno y cuatro días libres) pero la empresa se negó aduciendo riesgo para los pacientes por la prolongación de jornadas.

Después, impuso unilateralmente las nuevas rotaciones, que incluyen dos turnos de 10 a 22 y de 12 a medianoche y, el día siguiente, de 17 a 24, "dos mañanas, dos tardes, dos noches y así hasta la sexta semana de rotación en la que se aplican cuatro días de libranza y dos días con jornadas de 12 horas", constata la Inspección.

Según consta en la documentación a la que ha tenido acceso eldiario.es, la empresa fue citada por Empleo para llevar a cabo las actuaciones inspectoras pertinentes tras la denuncia de los trabajadores pero no se personó nadie y hubo que formalizar una segunda citación 15 días más tarde. En las resoluciones aparece el nombre de IDC Villalba S.A como compañía interpelada, parte de Quirón Salud.

Malas condiciones laborales

El otro procedimiento de sanción indica que la empresa "vulnera el deber de protección de la salud de los trabajadores al quedar acreditado que ha incumplido la obligación legal de realizar la evaluación específica de riesgos psicosociales sin respetar el cronograma acordado". La consecuencia de esta demora "es valorada como extremadamente dañina", recoge la resolución de Empleo con fecha 19 de enero.

En estos momentos los trabajadores y trabajadoras ya han realizado las encuestas y están a la espera de recibir los resultados. La planificación pactada obligaba a hacer los tests en noviembre pero finalmente se completaron en febrero. Este hospital, abierto en 2014, tiene una plantilla de 800 personas (de las cuales 641 son sanitarias) y atiende a 100.000 pacientes de la red pública empadronados en el norte de la región.

El personal sanitario de este centro ya denunció en noviembre, unas semanas antes de una huelga que finalmente se desconvocó, que la plantilla estaba "muy justa", lo que provocaba una alta carga de trabajo, "la desatención del resto de servicio de urgencias si te llega un caso gravísimo" o dinámicas habituales de doblar turnos para cubrir a compañeros.

Fuentes sanitarias explican a este medio que las condiciones laborales del hospital, cuyo impacto se está midiendo ahora con los tests psicosociales, provocan renuncias constantes de trabajadores que se marchan pese a tener contratos indefinidos. De momento, aseguran las mismas fuentes, la empresa no ha retirado de las planillas de este mes los turnos impuestos unilateralmente por los que les sanciona la Inspección de Trabajo.

Quirón Salud es la empresa del sector hospitalario privado que más factura al año. En 2016 fueron 2.150 millones de euros. Es el resultado de la fusión de IDC Salud (conocida como Capio hasta 2013) y Quirón Grupo Hospitalario, controlada por Doughty Hanson. El año pasado la alemana Fresenius Helio (el mayor grupo sanitario europeo) compró Quirón Salud, que tiene en España más de 150 centros.

ENLACE ORIGINAL